Disimulando a ver quién puede más

jueves, 6 de enero de 2011

No todas son Noche de Reyes

Que los Reyes son los padres lo sabemos todos. Cada vez la ilusión se pierde antes. Se ve que crecemos antes. Que cambiamos antes.
No siempre. Pero muchas veces si que sí. Hay veces que yo sí creo. Sí. Algunas veces si que son magos. Algunas veces si que saben lo que queremos, lo que escribimos en esas cartas que nunca mandamos.
Sí, a veces, los Reyes Magos no son los padres.

Como hace un año. En unas horas hará un año. Un año de esa noche de Reyes. Un año desde que mi corazón se acelerase como si de contrarreloj se tratase. Un año que mi cabeza solo pensaba en él. Un año desde que me pude enamorar por última vez. Sí, los Reyes volvieron al portal, a MI PORTAL. 
¿Te acuerdas? ¿Te acuerdas de cómo llegaste? No fue a camello, pero llegaste. No viniste envuelto, pero me encontraste. No llevabas un lazo, pero la ilusión pintaba tu cara. Y la mia, para qué mentirte. No creo que ahora mismo estés pensando en eso. Seguro que no. Yo tampoco lo estaría. Pero no sé, últimamente estoy así, acordándome de todo, de aquello, de tí. Supongo que será por ser la última oportunidad que tuve de enamorarme... y o por tí, o por mí... la perdí.

¿Recuerdas? "se hizo grande la ilusión, se acercaron las distancias...dejamos clara la intención, de ser todo lo que somos, DOS EN UNO Y UNO EN DOS". Algo me dice que siempre serás alguien para mí, al igual que yo para tí.

Solo quería escribir una carta de agradecimiento a los Reyes Magos. Aquellos que una noche de Reyes te llevaron a mi portal. Después de todo, nada habría sido lo mismo sin tí. ¡Gracias!

¿Y hoy? Mandé mi carta. Esperaré. Este año esperaré mi regalo sin cambiar de dirección.


PD: ¿Un secreto? Alguna vez, nos ví envejecer.

1 comentario:

  1. enhorabuena!!! =)

    conserva a esa persona especial, =)

    suerte!

    ResponderEliminar